Páginas

miércoles, 2 de diciembre de 2009

Reconstruyéndome


Cual Ave Fénix, me recompongo molécula a molécula, después de autodesintegrarme, para poder renacer como nueva de mis cenizas.



4 comentarios:

Luis dijo...

No sé cuál de los dos elementos utilizados en este micro relato me ha dejado más boquiabierto.
La foto es del todo magistral por su colorido, por su luz, por su composición pero, es que las letras encierran tanta y tanta verdad que casi asusta la sinceridad desnuda.
Una maravilla pasear por tu blog

Ysabel dijo...

guay, ya estamos otra vez por aquí, ricaaaaaaaaaaaa, que te haces mucho de rogarrrrrrrr
besitos

yvi dijo...

Hm... molécula a molécula.

Supongo que la lentitud es necesaria.

Estoy seguro de que el resultado merecerá la pena... :)

come back soon, alice...

Erato dijo...

Me encantan las reconstrucciones.Seguro que cuando mudes la piel será fantástico.Un abrazo